El atardecer más bello del mundo

Visita guiada al Albaicín y Sacromonte gitano en Granada

800px-AlbaicinCaminar por las calles de Granada nos transporta a otros tiempos, donde los colores y los olores nos sugieren miles de historias. Pero no podemos olvidarnos de la luz. Contemplar un atardecer desde las plazas del Albaicín es, sin duda, uno de esos recuerdos imborrables que te acompañan para siempre. Dejarse envolver por el dorado, el naranja, el rosa es una sensación que te hace sentir especial. Si quieres, puedes amplificar esas emociones con una visita privada guiada por el Albaicín y el Sacromonte nuestros dos barrios Patrimonio de la Humanidad.

y nada mejor para grabarlos para siempre en la memoria, que un paseo a esa hora mágica por dos barrios Patrimonio de la Humanidad, el Albaicín y el Sacromonte.

Albaicin y Sacromonte gitano

El conocidísimo Albaicín, con su laberinto de estrechas calles perfumadas de jazmín, y sus impresionantes vistas de la Alhambra, deja en quien lo recorre el aroma de los jardines de sus cármenes, esencia de sus raíces moriscas.

cueva-sacromonte

Un poco más arriba, encuentras el barrio del Sacromonte, donde se instalaron los gitanos que llegaron con las tropas de los Reyes Católicos tras la conquista.

El “monte sagrado” es famoso por sus cuevas, en las que los gitanos continúan celebrando fiestas flamencas. Aquí nació la tradicional zambra, con bailes y cantes autóctonos que aún se disfrutan cada noche, inspirada en los rituales de las bodas gitanas.

Para disfrutar al máximo de cada rincón y cada calle, te recomendamos la compañía de un  experto. Disfrutas las impresionantes vistas de la Alhambra a medida que el Sol se va poniendo. Mientras tanto, la voz del guía te hace vivir una historia que sientes como propia.

Durante las dos horas de la ruta, puedes disfrutar de miradores como el de San Cristóbal, o San Nicolás, desde donde dijo Bill Clinton haber contemplado el atardecer más bello del mundo. También comprendes la singularidad de la cultura gitana del Sacromonte.

Para poner el broche de oro a una tarde dedicada a los sentidos, lo ideal es degustar las típicas tapas de Granada. Saben distinto cuando las tomas en una zona que destila mil años de historia.

Después, bajas por El Paseo de los Tristes y Carrera del Darro, la calle más romántica del mundo, con su calzada adoquinada y su Alhambra guardiana, siempre vigilante desde las alturas.

paseo-de-los-tristes-atardecer
Ven a nuestra  visita guiada privada por el Albaicín y el Sacromonte, que incluye transporte en autobús hasta la parte alta del Albaicín y  bebida con tapa. Si quieres hacer más actividades en Granada, pregunta sin problema a tu guía o escríbenos. Estamos aquí para que tu estancia en la ciudad sea irrepetible.