Fuente de los Leones

Fuente de los LeonesLa Fuente de los leones es el máximo exponente de uno de los grandes aportes nazaríes al arte islámico, mostrando una de las escasas esculturas de animales que se conocen. Es también, sin duda, el centro de atención de todo este palacio y aquello que siempre impacta en todos los visitantes.

Los doce leones mantienen rasgos que los singularizan individualmente. Están todos en postura de alerta, colas replegadas, orejas levantadas, dientes apretados, actitud tensa, expectantes al mínimo gesto u orden de su señor, el sultán.

Por otro lado, la asociación del agua, purificadora, fuente de vida, con la imagen del león, guardián del poder, se pierde en los albores de la Humanidad, pero se integra de manera simbólica en las tradiciones de las grandes religiones monoteístas.

La Fuente de los Leones está compuesta de una taza central apoyada en doce leones surtidores de agua realizados en mármol blanco obtenido de las canteras de Macael, en la provincia de Almería. En el borde de la fuente existe una inscripción poética de Ibn Zamrak en elogio de Muhammad V, sultán cuyo bajo reinado se construyó este palacio.

La restauración de la Fuente de los Leones

Debido a múltiples factores: condiciones climáticas extremas, baja calidad del agua, acción antrópica y reacciones químicas en la superficie de la piedra, tanto los leones como la propia taza han sufrido a lo largo de la historia, y mucho más en las últimas décadas, un gran deterioro, que han alterado progresivamente los aspectos formales y estéticos de estas piezas artísticas, lo que ha hecho necesaria la intervención restauradora por parte del Patronato de la Alhambra.

Tras 8 años de proceso de restauración, los leones volvieron a su fuente en diciembre de 2011 luciendo su color blanco y su brillo originales. Además, como consecuencia de las investigaciones realizadas durante el proceso de restauración, se instaló un sofisticado y moderno sistema hidráulico cerrado de 5.000 litros de agua que permite el ajuste de la presión, temperatura y nivel de los productos químicos, en todos los elementos hidráulicos del Palacio de Leones: Fuente, leones-surtidores, canales y fuentes de galerías y de las salas principales: Sala de Abencerrajes y Sala de Dos Hermanas.

Los investigadores también han determinado que el recinto debió estar ensolado por mármol,  así consta en numerosos testimonios de la época, como el del cronista Jerónimo Münzer,  y el embajador Andrea Navaggiero, para quienes el patio era de mármol blanco y el crucero de canales que parten de la fuente simbolizaban los cuatro ríos que conducen al paraíso.

Siete siglos después, Macael sigue siendo la cantera que surte de material a los alarifes de la Alhambra. La nueva solería permite más homogeneidad y armonía en el Patio, prevaleciendo hoy el blanco frente a los tonos grises de antes.  Han sido instaladas 250 piezas de este material.

×Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, mostrar vídeos, publicar en redes sociales y generar estadísticas sobre las visitas de nuestro sitio web. Al navegar o utilizar ciceronegranada.com, entendemos que aceptas nuestra política de cookies. Para saber cómo utilizamos las cookies y cómo puedes gestionarlas, lee nuestra política de cookies.